Compartir

Después de escuchar las intervenciones de los exministros del Interior, César Navas, y de Defensa, Patricio Zambrano, el bloque de Revolución Ciudadana decidió llevar adelante el inicio de juicio político contra los dos exfuncionarios y contra la canciller María Fernanda Espinosa, por incumplimiento de funciones en su gestión contra los actos violentos en frontera norte.

El Telégrafo

Para Juan Cristóbal Lloret, el carácter de reservado de la sesión de este miércoles 16 de mayo fue innecesaria. Tildó de “intrascendental” la asistencia de las autoridades, pues “es lo mismo que ya han dicho en los medios. No se respondieron las inquietudes”.

Agregó que cuando se dieron los primeros incidentes en la frontera norte y conociendo los acuerdos de paz, el Ministerio del Interior y de Defensa “debieron asumir con responsabilidad y realizar contingentes que no hicieron”. Además, criticó la inasistencia de Espinosa a la sesión. “Se evidencia la prioridad de los temas.

La Canciller pese a ser convocada, se ausentó. Denota el interés del gobierno por conocer la verdad”. Lloret aclaró que, además, existe una falta de manejo, desde Cancillería, en el tema de personas secuestradas.

Para los familiares del equipo de prensa asesinado, la asistencia de los exministros aportó con “ciertos detalles” que consideraron importantes. Aunque no quiso precisar qué detalles, Yadira Aguagallo, pareja del fotoperiodista Paúl Rivas, no descartó que la Asamblea convoque nuevamente a Espinosa.

Fuente: El Telégrafo