Alumnos de bachillerato de cuatro planteles privados de Guayaquil y Durán hicieron por segunda vez el test.

estudiantes_shutterstock
La suspensión se debe a las medidas adoptadas por el Gobierno Nacional en torno a la emergencia sanitaria y el estado de excepción. Crédito: Shutterstock.

Los padres de familia de 65 alumnos, que fueron reprogramados para repetir el examen Ser Bachiller, esperaban en los exteriores del colegio Guayaquil la salida de sus hijos.

La unidad fue una de las sedes usada para que alumnos de bachillerato de cuatro planteles privados de Guayaquil y Durán hicieron por segunda vez el test.

Los representantes llevaron la hoja de aciertos que le fueron entregado a los alumnos el pasado 21 de enero. Asimismo, un documento firmado por el aplicador del Ineval sin observaciones de comportamientos irregulares.

Douglas Yagual aseguró que es injusto que su hijo repita la prueba del Ser Bachiller. “Él se preparó con un curso privado y no copió como lo hacen ver”, dijo el progenitor.

Otra de las madres de familia que acompañó a su hija fue Jaqueline Moreira. Ella pidió al Ineval que muestre pruebas de la deshonestidad académica de su representada. “Mi hija es buena para estudiante y tiene cuadros de honor”, recalcó Moreira.

El Ineval informó el lunes que este martes 18 de febrero 536 alumnos estaban reprogramados para repetir la evaluación. Esto luego de identificar comportamientos atípicos en la toma de la test.

Fuente: El Telégrafo- Noticia Original: LINK