Compartir

Burt Reynolds excluyó a su único hijo, Quinton Reynolds, de su testamento. No obstante, el actor fallecido el pasado 6 de septiembre a los 82 años, hizo esto para dejarle una cuantía mayor a su único descendiente, que ahora tiene 30 años y trabaja como asistente de cámara en Hollywood.

CNN en Español

De acuerdo a TMZ, el intérprete creó un fideicomiso hace varios años en favor de su hijo para evitar impuestos de sucesión.
En el testamento, firmado en 2011, se indica que su sobrina Nancy Lee Brown Hess será la representante personal de la herencia y se especula que Burt hizo esto para evitar un conflicto de intereses.