Compartir

La policía de Colombia capturó a un narcotraficante que asociado con carteles mexicanos enviaba hasta siete toneladas de cocaína mensuales a Centroamérica y Estados Unidos, país que lo reclama en extradición, informó la institución el viernes, 20 de octubre del 2017.

Shutterstock

Tito Aldemar R. Y., alias Don Ti, fue capturado “en las últimas horas” en el convulso municipio de Tumaco, fronterizo con Ecuador, indicó en un comunicado la policía, que lo considera uno de los principales narcos de la zona.

Tito Aldemar, de 42 años, es señalado por las autoridades de aliarse con los carteles mexicanos de Sinaloa y de Jalisco Nueva Generación para enviar toneladas de cocaína a Estados Unidos y Centroamérica.

Don Ti lideraba una organización criminal que operaba en el departamento de Nariño y en la frontera con Ecuador y que según la policía controlaba todos los eslabones de la cadena del narcotráfico: desde la siembra de hoja de coca hasta la distribución de los cargamentos de cocaína.

La droga la transportaban por rutas por Ecuador, Guatemala y México en lanchas rápidas o barcos pesqueros, agregó. Además, Ruano Yandun intentó colarse en la lista de integrantes de la exguerrilla FARC -ahora desarmada y convertida en partido político- que se acogieron al proceso para superar medio siglo de conflicto armado, apuntó la policía.

Según la Oficina del Alto Comisionado para la Paz, la acreditación de Don Ti como guerrillero de las FARC fue revocada en julio luego de que los “organismos encargados de verificar los listados” demostraran que no pertenecía a la organización insurgente.

“La revocatoria de la acreditación conlleva a la pérdida automática de todos los beneficios (del acuerdo de paz) y la reactivación de los procesos por parte de la justicia ordinaria”, indicó la entidad en un comunicado. Las FARC estuvieron en desacuerdo con su exclusión, explicó el texto.

Tumaco es el municipio con más narcocultivos de Colombia, que según la ONU es el principal país productor y exportador de cocaína.

Este municipio sufre el azote de grupos armados que se disputan los corredores del tráfico de droga a Estados Unidos, con escala en Centroamérica.

El las últimas dos semanas en Tumaco han sido asesinados al menos nueve campesinos, indígenas y activistas.

Fuente: El Comercio