Compartir

Con cisternas propias, los centros comerciales y fábricas se abastecen de agua, tras el corte de este servicio desde este miércoles 6 de diciembre de 2017, por el derrumbe de una escombrera en el sector El Troje, que dejó sin el líquido vital a 162 barrios de Quito.

Agencia Pública de Noticias Quito

En el centro comercial Quicentro Sur y El Recreo, ambos ubicados al sur de la ciudad, la dotación de agua se da a través de cisternas, con capacidad de abstecimiento de entre dos y tres días.

Según la administradora de El Recreo, Marianela Barrezueta, se ha pedido a los locales y visitantes (aproximadamente 90 000 por día) que ahorren en el uso del recurso, para evitar un desabastecimiento interno.

En el sector industrial, la situación es similar, aunque algunas fábricas ya están agotando sus recursos hídricos. Industrias Omega, ubicada en el sector de Guajaló, ya ha consumido el 60% del agua de su cisterna. Lo que queda durará unas 24 horas.

Los encargados han buscado los servicios de un tanquero, ya sea municipal o privado, pero están a la espera, debido a la alta demanda de agua en la ciudad, dijo Patricia Rocha, Jefa de Seguridad de la empresa.

En caso de terminar sus reservas de agua, Rocha señaló que se deberían suspender las labores. En la fábrica de Orangine, ubicada en la zona de Chillogallo, la suspensión del servicio no ha afectado a la producción y las cisternas están abasteciendo el uso de agua del personal.

El gerente de Negocios de la firma, Carlos Sarche, indicó que están ofreciendo galones de agua sin gas a la ciudadanía, con un precio de USD 1. Según el Municipio de Quito, el servicio se restablecerá en horas de la tarde del viernes 8 de diciembre de 2017.

Fuente: El Comercio