Compartir

El exsindicalista Fernando Villavicencio acudió este miércoles a la Unidad de Flagrancia para que le colocaran el dispositivo de vigilancia electrónica, según la orden que emitiera el pasado 13 de octubre la conjueza de la Corte Nacional de Justicia, Magali Orellana.

El Telégrafo

El dispositivo reemplaza a la prisión preventiva que pesaba sobre Villavicencio, sindicado por la supuesta divulgación de documentos reservados.

Este dispositivo de seguridad emitirá una alerta si el activista político sale del perímetro urbano de la ciudad de Quito.

El 18 de septiembre, Villavicencio reapareció en una rueda de prensa en Quito tras regresar de Perú, donde permaneció alrededor de seis meses.

En ese país pidió asilo en abril, luego de que fuera implicado por la Fiscalía, la cual solicitó la prisión preventiva. Villavicencio señaló que en el juicio que se efectuará el próximo 6 de noviembre, demostrará que no divulgó ningún correo privado del expresidente Rafael Correa.

Fuente: El Telégrafo