Compartir

El legislador Esteban Bernal (CREO-Participa) hace público hoy el pedido.

Flickr

Las quejas de una supuesta falta de independencia de la justicia –que han sido constantes en la década del Gobierno anterior– toman ahora un impulso con varios testimonios públicos de quienes fueron jueces y con los correos electrónicos filtrados días atrás. Son parte de las “pruebas” que se anuncian en la Asamblea Nacional para plantear un juicio político al presidente del Consejo de la Judicatura, Gustavo Jalkh.

El legislador Esteban Bernal (CREO-Participa) hace público hoy el pedido, ya ha hablado con sus colegas de otros grupos políticos y está seguro de que la petición superará las 35 firmas de asambleístas necesarias para empezar el trámite.

El 21 de agosto pasado, un grupo de exjueces denunció su destitución ‘ilegítima’ por fallar contra personas cercanas a funcionarios del anterior Gobierno. El 25 de agosto, el sitio web de Factores de Poder, de la periodista venezolana Patricia Poleo, difundió un video que revelaría el intercambio de e-mails entre funcionarios.

En la última semana Jalkh ha respondido a estas denuncias negando injerencia, poniendo como ejemplo fallos a favor de detractores del expresidente Rafael Correa, como la maestra Mery Zamora. El domingo dijo al estatal EcuadorTV que los supuestos correos no son prueba, que pueden haber sido editados, y más bien lo atribuye a un ataque orquestado para influir en el proceso de renovación de la Corte Nacional de Justicia.

Fuente: El Universo