Compartir

La directora general del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, Geovanna León, rechazó este martes las versiones sobre un supuesto atraco de 2.500 millones de dólares al IESS por parte del Estado ecuatoriano y ratificó que los fondos que maneja la institución están garantizados y se manejan de manera responsable.

Agencia Andes

“Aquí no hay atraco ni robo, rechazamos categóricamente esos comentarios y quienes lo han dicho tendrán que justificar sus afirmaciones”, enfatizó en referencia al análisis contable realizado a los balances de la institución según el cual no existen respaldos que sustenten la deuda del Estado con la entidad.

Explicó que durante un año el equipo técnico contable realizó un trabajo minucioso para respaldar todos los valores de los estados financieros registrados entre 2001 y 2007,  en los que aparece una deuda del Estado con el Seguro Social; sin embargo, dijo, el informe concluyó que no existieron los respaldos técnicos que permitan mantener esos valores en los estados de cuenta de la institución.

Afirmó que será el informe de Contraloría el que determine si existe una deuda del Estado a favor del IESS, a cuánto asciende e incluso la modalidad para el cobro.

León aclaró que el Consejo Directivo no conoce aún el resultado de los estados financieros debido a que, según la ley, primero deben estar auditados por la Contraloría  para, posteriormente, ser enviados a la Superintendencia de Bancos.

“En noviembre, una vez concluido el análisis técnico contable, la dirección general solicitó a la Contraloría que realice el examen especial y estamos a la espera de ese informe final”, sostuvo e informó que han presentado todos los documentos que sirvieron de análisis para el ejercicio contable.

Dijo que una vez que la Contraloría entregue el informe, la institución realizará los ajustes recomendados. “Estamos cumpliendo lo que dispone la Ley. Hay que recalcar que los balances enviados en los años anteriores no han cumplido con estos pasos previos, es decir que un ente externo audite esos balances”, enfatizó.

León ratificó que no ha existido ningún robo y que, por el contrario, los recursos se han administrado con responsabilidad al punto de alcanzar precedentes históricos de más de 700 millones de dólares en inversión en hospitales y salud.

Reiteró el compromiso que tiene el IESS con los jubilados y las personas con enfermedades catastróficas ha hecho que estas prestaciones se entreguen de manera oportuna y completa.

“No hemos dejado de pagar a los jubilados, ni los hemos dejado de atender y, además, estamos repotenciando el hospital para servir a las personas con enfermedades catastróficas”, anotó al anunciar la construcción del primer hospital pediátrico del IESS y del área de oncología en el hospital Carlos Andrade Marín.

Fuente: Agencia Andes