Compartir

En la inauguración del foro regional, denominado “Desafíos en la protección de los derechos de la población venezolana en movilidad humana en Latinoamérica”, la defensora del Pueblo, Gina Benavides, se pronunció este lunes 17 de septiembre a favor de la postura del país respecto a la situación de Venezuela.

El Telégrafo

“Todas las instituciones y personas que trabajamos por los derechos humanos abogamos por una salida pacífica. Condenamos cualquier intervención armada que se quiera dar”, indicó.

Su postura se dio una vez que este fin de semana, la Cancillería informó que el Gobierno apoya una solución pacífica y democrática de la crisis que vive Venezuela. Según la Acnur, debido a dicha situación, 2,6 millones de venezolanos salieron de ese país. Al mismo tiempo, rechazó cualquier pronunciamiento que avale el uso de la fuerza en las relaciones internacionales.

“El futuro de los venezolanos deben decidirlo solo los venezolanos”, indica el comunicado de la Cancillería, al instar a la comunidad internacional a apoyar la organización de un “verdadero diálogo nacional, transparente, democrático y con veeduría internacional en Venezuela”. Asimismo, informó que en dicho foro que se prolongará hasta este martes, se busca generar una serie de estrategias para mejorar la condición y promover los derechos de esos ciudadanos.

Según Benavides, es necesario pensar en una estrategia regional para tratar la situación del país caribeño. De este encuentro, se generará una declaración (propuesta integral) que será entregada a cada uno de los estados de la región. También presentarán ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Fuente: El Telégrafo