Compartir

Conrad Murray, el doctor de Michael Jackson que fue condenado a cuatro años de presidio por homicidio involuntario tras la muerte del "Rey Del Pop" en 2009, aseguró que la relación entre el cantante y su padre, Joe Jackson, no era sana. El médico personal del intérprete, afirmó que Jackson fue "químicamente castrado" por su padre para mantener su voz aguda. Las declaraciones las hizo a través de un video publicado por el sitio The Blast, donde criticó al fallecido progenitor de Michael y lo calificó de "cruel". "Joe Jackson fue uno de los peores padres en la historia. La crueldad que experimentó Michael por parte de su padre, el hecho de que le castrara químicamente para mantener su tono de voz, es indescriptible", declaró

Shutterstock

Conrad Murray, el doctor de Michael Jackson que fue condenado a cuatro años de presidio por homicidio involuntario tras la muerte del “Rey Del Pop” en 2009, aseguró que la relación entre el cantante y su padre, Joe Jackson, no era sana. El médico personal del intérprete, afirmó que Jackson fue “químicamente castrado” por su padre para mantener su voz aguda. Las declaraciones las hizo a través de un video publicado por el sitio The Blast, donde criticó al fallecido progenitor de Michael y lo calificó de “cruel”. “Joe Jackson fue uno de los peores padres en la historia. La crueldad que experimentó Michael por parte de su padre, el hecho de que le castrara químicamente para mantener su tono de voz, es indescriptible”, declaró