Profesionales médicos de las embarcaciones del sector turístico, que operan en las islas Galápagos, están brindando servicios para atender a la comunidad en la emergencia sanitaria del COVID-19.

Esa situación ha empeorado en América Latina y el Caribe durante la pandemia, advirtió el BID, debido a que las personas LGBTQ+ principalmente trabajan en uno de los sectores más afectados por la pandemia. Crédito: Shutterstuck.

Profesionales médicos de las embarcaciones del sector turístico que operan en las islas Galápagos están dando sus servicios para atender a la comunidad en esta emergencia sanitaria que afronta el país por el COVID-19.

Este servicio se está realizando a través de la telemedicina, al que se puede acceder a través de la línea telefónica 02-600-7790 o la página www.consutasmeditur.org.

La Asociación de Armadores Turísticos de Galápagos ha activado, en coordinación con las autoridades locales, este servicio como parte de acciones que buscan aliviar las necesidades de la población.

El gremio señaló que el sistema de salud de Santa Cruz, Isabela, San Cristóbal y Floreana recibió una dotación de insumos médicos indispensables para atender la emergencia.

A través de un embarque de 2,3 toneladas que arribaron a las islas el pasado viernes 27 de marzo, en un avión logístico, los centros de salud contarán con al menos 1 500 pares de guantes de látex, 700 galones de gel y 2 000 unidades de mascarillas para el personal médico.

Además, en la isla Santa Cruz se habilitó un espacio nuevo que operará como centro de aislamiento y atención a pacientes, iniciativa financiada a través de los miembros de la Cámara de Turismo de Galápagos y Adatur.

Por otra parte, el empresario Roque Sevilla ha facilitado la importación desde Corea del Sur de equipos para poder contar con 2 000 pruebas para detectar el COVID-19 sin costo para la población con mayor necesidad.

Fuente: El Universo-Nota Original: LINK