Compartir

El alcalde de Quito, Mauricio Rodas, clausuró este jueves 17 de mayo, de forma abrupta, la sesión del Concejo. La decisión la tomó luego de que el concejal Carlos Páez (AP) pidió que se incluya en el orden del día la reestructuración de la comisión de mesa.

El Telégrafo

La entidad es la encargada de calificar un posible pedido de remoción al alcalde. La comisión está formada actualmente por el vicealcalde Eduardo del Pozo (en lugar del alcalde), Eddy Sánchez (independiente) y Pedro Freire (SUMA-VIVE).

Falta un cuarto integrante, el cual no se pudo elegir en dos ocasiones por falta de quorum en el Concejo. Después de dos horas, 15 concejales emitieron un comunicado demandando al Alcalde que “asuma la responsabilidad del tratamiento, en el Concejo Metropolitano, de los problemas fundamentales de la ciudad”.

En el documento aseguran que en los últimos meses las sesiones del Concejo no han funcionado apropiadamente por repetidas ausencias e interrupciones del alcalde.

El pronunciamiento finaliza asegurando que un grupo de concejales implementarán una agenda de legislación y fiscalización, en el marco de sus competencias, que incorpore las necesidades de los quiteños y de la ciudad que permita frenas el deterioro institucional del Municipio de Quito.

Fuente: El Telégrafo