Después de una jornada de manifestaciones por las sospechas de un intento de fraude electoral en Bolivia, está previsto que el recuento de votos se reanuden este martes; con más del 74% del escrutinio, se prevé una segunda vuelta.

bolivia-elecciones
Funcionarios bolivianos realizaron el recuento de votos, este lunes 21 de octubre, en el centro de computo del Tribunal Electoral Departamental de La Paz. Crédito: EFE

El recuento de votos de las elecciones en Bolivia está previsto que continúe este martes 22 de octubre, en una jornada que ha comenzado en calma tras los incidentes de anoche por las sospechas de un intento de fraude.

El cómputo oficial se encuentra al 74,57% del escrutinio, con un 42,3% de sufragios para el presidente, Evo Morales, y un 41,72% para el opositor Carlos Mesa.

Estos porcentajes no alcanzan el 50% o el 40% con diez puntos de diferencia sobre el segundo necesarios para ser proclamado vencedor en primera vuelta, por lo que de mantenerse, ambos irían a una segunda previsiblemente en diciembre, como los dos más votados.

Las otras siete candidaturas figuran con porcentajes del 8,25% el Partido Demócrata Cristiano del pastor presbiteriano de origen coreano, Chi Hyun Chung, la sorpresa de los comicios, del 4,97 la alianza Bolivia Dice No del senador Óscar Ortiz y el resto con menos del 3% necesario para mantener la personalidad jurídica.

La difusión por parte del Tribunal Supremo Electoral de un conteo provisional paralelo, no oficial, que daba a Morales la victoria en primera vuelta, pese a que el domingo 20 de octubre, se había detenido cuando apuntaba a una segunda con Mesa, desencadenó protestas que se volvieron violentas por gran parte del país.

La misión de observadores de la Organización de los Estados Americanos (OEA) calificó de “inexplicable” ese cambio de tendencia y advirtió de que “genera pérdida de confianza en el proceso electoral“.

La Embajada de Estados Unidos en Bolivia pidió al tribunal electoral “actúe inmediatamente para restaurar la credibilidad en el proceso de conteo de votos”, a la vez que alertó a sus nacionales para eviten verse afectados por episodios de violencia como los de la pasada noche.

Igualmente, la Embajada de España emitió un mensaje para que sus ciudadanos en Bolivia eviten situaciones de riesgo.

El presidente de Bolivia, Evo Morales, convocó este martes a embajadores y observadores de organismos internacionales en la sede del Gobierno en La Paz.

Las empresas estatales de suministros como alimentos y combustibles aseguraron que la situación es de normalidad en el país, después de que anoche se registraran colas en algunas gasolineras y se difundieran informaciones de compras masivas en tiendas y supermercados.

Fuente: EFE, aliado estratégico de FM Mundo