Compartir

Con motivo del Día de la Bandera, estudiantes de los diferentes planteles educativos, cumplieron con el juramento a la Bandera.

El Telégrafo

Con un puntaje de 9.715, Leonardo Guamaní Chipantasi se convirtió en el primer abanderado en la historia del Colegio 24 de Mayo. El plantel educativo, que antes funcionaba bajo régimen femenino y después se incluyó el masculino, no designaba todavía a los chicos como portaestandartes. Pero este miércoles, la historia cambió.

Marcelo Jaramillo, viceministro de Educación, le colocó a Leonardo la Bandera del Ecuador, en presencia de los alumnos del plantel y de sus padres que acudieron antes de las 08:00 para conseguir los mejores puestos. Este miércoles, 26 de septiembre, 281.345 estudiantes del país cumplieron con el Juramento de la Bandera.

En la Sierra, 159.174 estudiantes participaron en este acto. Leonardo fue uno de los alumnos que asistió desde las primeras horas de la mañana. Ligeramente apurado, el joven llegó antes de la hora programada y para alivianar los nervios; conversó con sus amigos y, de rato en rato, hacía chistes. “Cuando entré al colegio había más chicas, pero con el tiempo. La competencia fue dura, pero compartir con mis compañeras se convirtió en una bonita experiencia”, reiteró.

Leonardo admitió que tener este reconocimiento por alcanzar el mayor puntaje lo llena de orgullo, no solo porque se trata de uno de los planteles más emblemáticos de Quito, sino porque representa a los caballeros. “He roto el molde en la historia”, expresó emocionado. Hubo estudiantes que, aunque no constan en el cuadro de honor, se sintieron emocionados de participar en el acto. Uno de ellos fue Sebastián Manotoa (16 años), quien cree que este acto es muy significativo para sus padres, que han estado toda la vida apoyándolo en los estudios.

La emoción se siguió para los padres que llegaron orgullosos para ver en la marcha a sus hijos. Diana Puente llegó para apoyar a su hijo Santiago que culmina el Bachillerato en el Central Técnico.

“Cuando los jóvenes juran la bandera, se convierten en ciudadanos de la Patria”, expresó la mujer. El acto cívico también se celebró en las aulas hospitalarias del país. En la casa de salud del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social Quito Sur, una docena de niños y jóvenes cumplieron con el acto. En un cartel colocaron una manualidad con la Bandera y el Escudo del Ecuador. Ahí entonaron el Himno Nacional.

Festejos en otros planteles

El acto cívico también se celebró en 159.174 establecimientos de la Costa. Érika Lainez, subsecretaria de Educación de la Zona 8 (Guayaquil, Durán, Samborondón) precisó que esta mañana, en la Unidad Educativa Aguirre Abad, alumnos, autoridades académicas y padres de familia se dieron cita en este espacio.

En esta unidad educativa, 300 alumnos intervienen en la ceremonia. Los estudiantes Anders Cárdenas y Jazmín Rodríguez fueron proclamados abanderados del Pabellón Nacional y de Guayaquil.

En el resto del país, los alumnos han llegado esta mañana junto con sus familiares para realizar el juramento al símbolo patrio. En el resto del país, los alumnos han llegado esta mañana junto con sus familiares para realizar el juramento al símbolo patrio.

El ministro de Educación, Fander Falconí, también presenció los actos cívicos escolares. El funcionario acudió a la Unidad Educativa Yaruquí, al norte de Quito.

En este espacio, el secretario de Estado saludos a las autoridades del plantel y colocó la bandera al portaestandarte nacional. ”Los estudiantes asumen el compromiso de continuar la lucha por las libertades y los derechos”.

Fuente: El Telégrafo