Compartir

Miles de fans de Aretha Franklin podrán despedirse y dar su último adiós a la reina del soul el martes y el miércoles en el Museo de Historia Afroestadounidense Charles H. Wright en Detroit, donde permanecerá el cuerpo de la cantante antes de su funeral.

Shutterstock

Aretha Franklin murió la semana pasada, a los 76 años, a causa de un cáncer de páncreas en Detroit, donde comenzó su carrera cantando de niña en el coro de la iglesia bautista New Bethel.
La potencia de su voz, impregnada de emoción, se convertiría en una referencia e inspiración para otros cantantes.