Los fiscales de Panamá, Javier Caraballo y James Gay, se reunieron con el fiscal general de la Nación de Ecuador, Galo Chiriboga, para profundizar en la cooperación de la investigación por corrupción en el caso Petroecuador.

La visita de los fiscales panameños busca un intercambio de elementos probatorios entre los expedientes que ambas jurisdicciones tengan en el caso, de esta manera se permitirá una información más apegada a la verdad material de los hechos, indica un comunicado difundido el martes por el Ministerio Público de dicho país.

De acuerdo a ese comunicado, Caraballo indicó: “El intercambio de información con el Ecuador nos ha permitido aprehender en un expediente más de $ 4 millones, igualmente este intercambio de información nos ha permitido recabar elementos probatorios, que estamos seguros serán trascendentales más adelante en nuestra investigación”.

Este miércoles, en rueda de prensa desde Quito, el fiscal Chiriboga explicó que Ecuador ha recibido la segunda asistencia penal de Panamá. Caraballo, fiscal Segundo Especializado contra la Delincuencia Organizada, señaló que se llevan información para reforzar sus indagaciones.

“La colaboración ecuatoriana es importante por los buenos resultados que han tenido en sus investigaciones”.

Caso Odebrecht

En la rueda de prensa, el embajador ecuatoriano en Washington, Francisco Borja, sostuvo que se reunió con representantes del Departamento de Justicia de Estados Unidos para insistir en que se aceleren los trámites y entreguen los nombres en el caso que se investiga por posibles sobornos de la empresa brasileña Odebrecht en Ecuador.

Chiriboga indicó que cuando Brasil inició las investigaciones del caso Lavajato conversaron con el “fiscal de ese país para establecer colaboración”. Añadió: “Estamos preparando una visita a Brasil para colaborar y obtener información del caso”.

El fiscal sostuvo que la información que pueda aportar EE.UU. es importante, “pero ya estamos investigando”. En ese sentido explicó que se ha realizado allanamientos y que están revisando los contratos.

“La Fiscalía trabaja en hechos jurídicos y en función de ello llamaremos a declarar a quien corresponde”, apuntó. El titular de la Fiscalía General también apuntó: “Si EE.UU. no envía la información, nosotros la buscaremos tal como sucedió en el caso FIFA Gate”.

La Fiscalía General ecuatoriana inició de oficio un proceso investigativo, el 22 de diciembre pasado, al conocerse que en Ecuador, entre 2007 y 2016 Odebrecht habría pagado $ 33,5 millones en coimas a funcionarios estatales para la adjudicación de contratos con entidades públicas por $ 116 millones.