Compartir

El apoyo incondicional para el tranvía, obras viales, otras en favor de la seguridad, el deporte y la salud es lo que manifestó el Presidente de la República en la sesión solemne de la capital azuaya.

El Telégrafo

También fomentarán el turismo. “Debemos librarnos de aquellos que todavía pretenden dominarnos con la prepotencia, la mentira y la corrupción”, recalcó el presidente de la República, Lenín Moreno, durante la sesión solemne por los 198 años de independencia de Cuenca.

Enfatizó que los que “hoy fugan hace menos de dos años tenían todo el poder y se creían intocables”. El Jefe de Estado afirmó que comparte con la ciudadanía el sentimiento de impotencia cuando los casos no se resuelven con mayor celeridad, pero, dijo, se deben respetar los procesos.

En ese marco recalcó la valentía del pueblo cuencano, también resaltó su arquitectura y que sea una cuna cultural. Recordó a personajes históricos que jugaron roles predominantes en la historia del país.

El Mandatario resaltó que Cuenca recibió entre 2017 y 2018 un millón de turistas, por ello el Gobierno apoyará para consolidarla como destino turístico.

Adicionalmente anunció que los diálogos están encaminados para lograr una ruta directa entre Estados Unidos y Cuenca, por la gran cantidad de migrantes que están en ese país. Además, a través del Plan Toda una Vida, se atienden a 30.000 cuencanos. En educación se benefician 140.000 estudiantes y la ciudad recibirá un centro de salud tipo C para 100.000 habitantes y la remodelación de hospitales.

El tranvía es una de las obras representativas en la ciudad, por ello recalcó que el aporte del Gobierno representa el 80% del valor total.

A ello se suman los trabajos viales y una tarifa eléctrica preferencial; así como la construcción de un nuevo estadio. Sin dejar de lado la seguridad y para ello se construirá una unidad de vigilancia comunitaria.

 

Fuente: El Telégrafo – nota original: LINK