Compartir

A cuatro años de la muerte del actor Paul Walker, conocido por su participación en la saga "Rápido y Furioso", la hija del fallecido intérprete llegó a un acuerdo con la marca de autos Porsche a la que acusó ser parcialmente responsable del deceso de su padre.

Shutterstock

Meadow, de 18 años, firmó un acuerdo con la marca alemana el pasado 18 de octubre, según informa el portal The Blast. No obstante, los detalles no han sido revelados aún, pero la publicación señala que la joven habría abandonado acusar de “homicidio culposo” a la empresa.