Compartir

Unos 800 sirios y sus familias, miembros de los Cascos Blancos, una organización de socorristas en zonas rebeldes, fueron evacuados hacia Israel y luego hacia Jordania, indicó este domingo 22 de julio del 2018 la radio militar israelí.

Twitter

Unos 800 sirios y sus familias, miembros de los Cascos Blancos, una organización de socorristas en zonas rebeldes, fueron evacuados hacia Israel y luego hacia Jordania, indicó este domingo 22 de julio del 2018 la radio militar israelí.

Los Cascos Blancos estaban amenazados por el avance de las tropas del régimen de Bashar Al Asad en el sur de Siria, indicó la radio, y explicó que la operación fue llevada a cabo a petición de Estados Unidos y de los países europeos.

Fuente: El Comercio