Compartir

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, juró para un segundo periodo tras su polémica reelección.

AFP

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, fue investido para un segundo periodo este sábado en Tegucigalpa, después de su controvertida reelección que provocó días de disturbios que llevaron al gobierno a imponer un toque de queda nocturno en diciembre pasado.

La investidura tuvo lugar bajo fuertes medidas de seguridad. El nuevo mandato de Hernández se extenderá hasta el 2022.

En su discurso de investidura, Hernández dijo estar “listo para escuchar cualquier propuesta sin barreras porque de eso se trata el diálogo, que nos guiará a la reconciliación y a la recuperación del pueblo hondureño”.

El candidato opositor Salvador Nasralla acusó a Hernández de manipular los resultados de la elección. Incluso la Organización de Estados Americanos pidió nuevas elecciones presidenciales en Honduras tras hallar copiosas irregularidades en su proceso electoral.

La semana pasada, la portavoz del Comisionado de Derechos Humanos de Naciones Unidas, Liz Throssell, dijo que “entre el 29 de noviembre y el 22 de diciembre, al menos 22 personas resultaron muertas en el contexto de protestas poselectorales – entre ellas 21 civiles y un oficial de policía”.

Añadió que la ONU “verificó información sobre que 13 de estas muertes fueron a manos de las fuerzas de seguridad”.

Fuente: CNN