Compartir

El Observatorio Legislativo, en una iniciativa de transparencia, levantó un análisis comparativo con 29 asambleístas, quienes entregaron sus declaraciones patrimoniales al inicio y a la mitad de su gestión.

El Observatorio Legislativo, en una iniciativa de transparencia, levantó un análisis comparativo con 29 asambleístas, quienes entregaron sus declaraciones patrimoniales al inicio y a la mitad de su gestión. Esto permitió que los ciudadanos lo revisen y, de ser el caso, denuncien si hay “enriquecimiento ilícito”.

El director del Observatorio, Marcelo Espinel en entrevista con Marcela Holguín en Notimundo a la Carta, explicó que no se encontraron variaciones injustificadas en las declaraciones juramentadas que se examinaron. En algunos casos existen incrementos pero con un aumento de sus bienes mediante endeudamiento, lo cual es válido para cualquier ciudadano.

De los 29 parlamentarios que colaboran con el Observatorio Legislativo, 21 tuvo una variación, de ellos 17 aumentaron su patrimonio y 4 lo disminuyeron. Entre los 17, donde hay representantes de varias bancadas, las ‘alzas’ oscilan entre 6 593 y  188 754 dólares. Para Espinel, el hacer pública esta información (declaración juramentada) es positivo, ya que si la misma estuviese en manos de una sola institución, puede dar paso a extorsión. Sin embargo, hasta ahora no existe una ley que indique que las declaraciones juramentadas son de carácter reservado, dijo.