Compartir

Patricio Calderón, gerente general de Pasteurizadora Quito informó, a través de una rueda de prensa, que del lote S03 conformado por 215.00 litros de leche entera, 375 unidades fueron contaminadas por agua oxigenada. Estos productos, aseguró Calderón, ya fueron retirados del mercado.

Shutterstock

Días atrás, la Agencia Nacional de Regulación, Control y Vigilancia Sanitaria(Arcsa) emitió una alerta sobre la contaminación química del producto, distribuido en la zona centro sur de la capital. Calderón detalló que el pasado 3 de septiembre de 2018 se identificó una falla en el proceso de sanitización del empaque de la Vita leche entera.

Según el ejecutivo, la parte interior del envase es tratada con una pequeña cantidad de agua oxigenada a través de un ventilador que empuja el calor para evaporarla.

Una paralización del equipo de ventilación provocó que las partículas de ese químico se mezclen con el lácteo. Hasta antes de la falla en el empaquetado, la compañía realizaba controles de calidad cada hora, pero desde el 3 de septiembre incrementaron los procesos de control y se los efectúa cada 10 minutos, señaló Calderón.

El ejecutivo añadió que a pesar de que los otros litros de leche del lote S03 no fueron afectados también serán retirados del mercado, con el objetivo de que los consumidores no tengan reparos en adquirir el producto que se comercializa desde hace 60 años.

Fuente: El Telégrafo