Compartir

A las 06:00 de este viernes 23 de noviembre del 2018, el ministro de Educación Fander Falconí, acaba de confirmar a través de su cuenta de Twitter que deja su cargo.

El Telérafo

Esto a consecuencia de la reducción del presupuesto para este sector que ascendería a USD 419 millones. “Agradezco a Lenín Moreno haberme confiado la Cartera de Educación desde mayo del 2017.

“Como no estoy de acuerdo con el recorte a la educación pública ecuatoriana en el presupuesto del Estado, me retiro de estas importantes funciones. Que la historia diga la última palabra”, escribió en la red social esta mañana.

Y lo ratificó a este medio. No contestó si vuelve a su puesto de catedrático de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso).

Falconí llegó al Ministerio con la política de cero tolerancia a todo tipo de violencia. Aceptó que en los planteles hay casos de bullying y de abuso sexual. Y a través de cartas pidió a los funcionarias de todo nivel cuidar de los estudiantes.

El funcionario no ha tenido ninguna respuesta oficial a su misiva. Además trabajó en programas de apoyo al maestro como el de acompañamiento pedagógico en las aulas.

Y siguió con la campaña Todos ABC para combatir el rezago escolar. También le puso énfasis a la educación ambiental con el proyecto Tini.

Fuente: El COMERCIO – nota original: LINK