Compartir

Arrancaron las comparecencias en la comisión que investiga a la asambleísta. Fabricio Villamar, el denunciante, presentó argumentos contra la oficialista.

El Telégrafo

“Dios es soberano”. Así se llama (o se llamaba) el grupo de WhatsApp que Norma Vallejo (siempre con una cita bíblica a flor de labios) comparte con los miembros de su despacho. Bajo ese título la legisladora oficialista gestionaba pagos, pedía préstamos a sus asistentes, les facilitaba números de cuentas bancarias para que le depositaran un porcentaje de sus salarios, en fin, recaudaba. Las respectivas capturas de pantalla fueron exhibidas por Fabricio Villamar (CREO) ante la comisión parlamentaria constituida para investigar el caso, donde ayer arrancaron las comparecencias.

-¿Pueden prestarme 450 dólares que me den depositando?

-¿A qué número de cuenta?

-A este.

Los chats fueron una de las novedades que Villamar hizo públicas ayer en este caso del que ya se conoce una parte de los audios. Y hubo más: los certificados de las transferencias bancarias (de 100, 200 dólares) efectuadas por los asistentes de Norma Vallejo a nombre de su jefa; y el resto de la grabación, un total de tres horas que la Comisión se dará el trabajo de escuchar el próximo lunes.

La comisión multipartidista está presidida por Eliseo Azuero (BIN) e integrada por Ana Galarza (CREO) y la oficialista Noralma Zambrano.

Puesta a rodar en el espacio formal de una comisión parlamentaria, la grabación que el medio digital La Posta hizo pública en días pasados resultó triplemente bochornosa. Las palabras de Norma Vallejo produjeron sonrisas nerviosas entre los asistentes: “Todos tienen que aportar, Carlitos”. “Estos son puestos políticos”. “Es un pago a Alianza PAIS más los gastos que haiga (sic) de la oficina”. “Ya le dije al Moisés que le busque trabajo porque yo le siento incómodo. Pero así trabajamos”. “En los despachos de los asambleístas nadie hace depósitos en las cuentas de nadie. Todo se paga en efectivo”.

Los diezmos a la fiscalía

Una hora después de su intervención en la Comisión que investiga el caso de Norma Vallejo, Fabricio Villamar llevó el tema de los diezmos a la Fiscalía. Allí rindió versión libre y voluntaria sobre las denuncias presentadas por él sobre 13 casos de cobros indebidos: once en la Asamblea (la mayoría de ellos corresponden a legisladores oficialistas), uno en el Secap y otro en la CNT.

Fuente: Expreso Nota Original LINK