Compartir

En Notimundo, la abogada y catedrática Daniela Salazar calificó como una situación sin precedentes a la decisión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de pasar las denuncias de funcionarios del Consejo de Participación Ciudadana a la CIDH tras el Sí en la Consulta Popular que manda su inmediato cese de funciones. Señaló que es algo jamás visto, pues el organismo defiende personas en casos extremos y no ejecutivos con datos falsos.

EFE