Compartir

El presidente del Consejo de Ministros de Perú, Fernando Zavala, afirmó hoy que el Ejecutivo espera que el mecanismo de "obras por impuestos" permita captar más de 1.000 millones de soles (303 millones de dólares) para la reconstrucción de las zonas del país afectadas por lluvias e inundaciones.

EFE

Zavala inauguró hoy el foro “Obras por impuestos para la reconstrucción”, donde explicó que ese mecanismo, que ofrece beneficios tributarios a las empresas privadas que realizan obras sociales y culturales, está funcionando eficientemente.

“Pensemos en cómo distintas empresas del sector privado pueden trabajar unidas para los proyectos más grandes en favor del país”, señaló el ministro, según reportó la agencia oficial Andina.

El primer ministro dijo que el plan de reconstrucción de las amplias zonas del país afectadas desde diciembre pasado por las lluvias e inundaciones durará unos tres años y que el Gobierno dictará medidas para que los gobiernos locales aceleren la habilitación urbana de terrenos.

Agregó que la reconstrucción empezará este año, por lo cual 2018 será un año de “mucha ejecución” y en 2019 se trabajará lo que reste del plan.

Zavala indicó que la acción del Ejecutivo ante las emergencias ha sido de respuesta temprana, rehabilitación y reconstrucción, y que, en este momento, se está en la segunda etapa, que consiste en que los afectados retomen su “día a día”.

Señaló que actualmente el Gobierno apoya en la administración de 170 albergues con más de 32.000 damnificados, que pasarán a una segunda etapa de viviendas temporales, para lo cual se han adquirido 12.000 viviendas prefabricadas.

“La próxima semana llegan 2.500 (de estas viviendas) para cuatro regiones afectadas. Las viviendas temporales funcionarán entre 12 a 18 meses, hasta que esté listo el nuevo sistema de vivienda que vamos a construir”, detalló.

El Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN) informó hoy que los afectados por las inundaciones y lluvias superaron el millón de habitantes, mientras que los fallecidos subieron a 113, los damnificados a 178.701 y las casas afectadas a 237.906.