Compartir

Las calles de Guayaquil, en los últimos días, se convirtieron en las galerías de años viejos más variadas de Ecuador. El centro y el suburbio son las zonas que destacan. Sin embargo, la quema no se puede hacer en cualquier calle o avenida.

La Dirección de Justicia y Vigilancia del Municipio de Guayaquil recordó a la ciudadanía que hay sitios adecuados para incinerar los muñecos.

Xavier Narváez, titular de ese departamento, recordó que es posible hacerlo en calles o avenidas pavimentadas con hormigón (cemento de color gris), áreas con relleno o solares no edificados. “Lo pueden hacer con las debidas precauciones de la integridad de las personas y la seguridad de bienes”, indicó mediante un comunicado.

Por el contrario, está prohibido  prender fuego en el asfalto (pavimento de color negro), en la calzada, en las áreas adoquinadas o con jardinería y en los carriles de circulación del sistema de transporte de la Metrovía.

Según el funcionario, el incumplimiento será sancionado con la aplicación del artículo 427 del Código Orgánico de Organización Territorial, Autonomía y Descentralización (Cootad), que contempla el pago de hasta 100 salarios básicos unificados.

Del deterioro de las vías o de los sectores regenerados “se responsabilizará al propietario o arrendatario del predio más cercano del lugar donde la quema produjera el daño”, reza en el documento difundido por el Cabildo guayaquileño.

Para evitar sanciones y deslindar responsabilidad, aconsejó Narváez, los vecinos deberán comunicarse con el teléfono 2598001, extensión 1417, de la Corporación de Seguridad Ciudadana.