Compartir

Tina Turner decidió romper el silencio y hablar por primera vez del suicidio de su hijo mayor, Craig, acontecido en julio de este año.

Shutterstock

En una entrevista concedida a BBC News, la cantante aseguró que aquel momento fue “el más triste” de su vida como madre, y confesó que la noticia le resultó doblemente impactante porque el hombre de 59 años tenía dos nuevos motivos para disfrutar: se había vuelto a enamorar y había conseguido empleo.
“Todavía no sé qué lo llevó al límite”, confesó Turner durante la conversación, y agregó: “Me había confesado que nunca había sentido antes algo tan fuerte por una mujer como lo que ahora sentía por su nueva novia”.
Turner definió a su hijo como una persona introvertida. Según la intérprete, “era muy tímido, pero ahora, cuando escucho nuestras últimas conversaciones, noto un cambio. Las últimas veces que hablamos, las conversaciones fueron diferentes, y no lo supe hasta después del suicidio”, se lamentó.