Compartir

La policía austríaca informó hoy de que ha aumentado las medidas de seguridad en Viena después de recibir una advertencia sobre posibles ataques terroristas en varias capitales europeas en los próximos días.

Estas advertencias, que llegan del servicio de inteligencia de un país amigo de Austria, contienen incluso nombres concretos de posibles terroristas, explica la policía en un comunicado.

Según la fuente, de aquí a Año Nuevo podrían suceder ataques con explosivos y disparos en lugares con grandes concentraciones de personas en varias capitales europeas.

La policía austríaca señala en su comunicado que la investigación de los nombres de posibles terroristas no ha dado hasta el momento ningún tipo de resultados.

“Se trata de un indicio que, por su intensidad, indica que nos enfrentamos a una situación de peligro más alta” que hasta ahora, se destaca en la nota.

La policía vienesa asegura que sus agentes han sido sensibilizados a estas posibles amenazas.

Asimismo, se están llevando a cabo intensos controles de personas y se vigilará con especial atención eventos, el transporte público de Viena y también aquellos elementos, como maletas o bolsos, que podrían servir para guardar explosivos.

Un portavoz de la policía vienesa, quien se negó a señalar qué otras capitales europeas han recibido la misma advertencia, aseguró a la agencia de noticias APA que por ahora “no hay razones” para cancelar o suspender eventos públicos en la capital austríaca.

Decenas de miles de turistas de todo el mundo llegan todos los años a Viena en los días posteriores a la Navidad para pasar la Nochevieja en la ciudad, donde el día 1 de enero se celebra el famoso Concierto de Año Nuevo.