El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, informó hoy que en la última semana las autoridades lograron "neutralizar" en distintas acciones a 67 integrantes de las bandas criminales en el país.

Desde el domingo 17 de abril hasta ayer lunes los neutralizados, que comprende a los detenidos, muertos en operaciones y los que se someten a la Justicia, ascendieron a 67 personas, en tanto que en lo que va de año esa cifra se sitúa en 992 presuntos criminales.

“La lucha contra el crimen organizado se ha convertido en prioridad de las Fuerzas Armadas, la Policía y todo el Estado colombiano. Hemos diseñado varias estrategias y les estamos haciendo seguimiento”, explicó Santos al presentar el balance semanal en una alocución desde la Casa de Nariño, sede del Ejecutivo.

Dentro de los 67 neutralizados se encuentran dos cabecillas de bandas criminales que figuraban entre los veinte delincuentes más buscados de Colombia, Edgar Gutiérrez Arenas, alias “Tomás”, que fue detenido en el departamento de Chocó (oeste), y Fernely Guevara Pérez, alias “Manuel”, encontrado en el departamento de Antioquia (noroeste).

En la última semana, el presidente dijo que dentro del negocio de la minería ilegal, una de las fuentes de financiación de las bandas criminales, se han realizado “nueve operaciones”.

“Y en lo que llevamos de año 299 operaciones”, agregó Santos, quien destacó que el Estado despliega “toda la contundencia” frente a las bandas criminales, a las que denominan crimen organizado y no paramilitares, como las definen organizaciones sociales.

Con respecto a las máquinas empleadas en la minería ilegal, 29 fueron “incautadas y destruidas” en la última semana, y 109 desde que comenzó el año.

Por otro lado, se han desmantelado 149 laboratorios para procesar cocaína desde el domingo 17, y se han incautado 2,7 toneladas de cocaína en ese periodo, según las cifras que presentó el jefe de Estado.

El presidente destacó que en lo que va de año se han incautado 82 toneladas de cocaína, una cantidad que consideró “récord”.

Con respecto a las denuncias de agresiones y asesinatos a defensores de derechos humanos presentadas en las últimas semanas, Santos destacó que de los doce asesinatos registrados desde enero por la oficina de Derechos Humanos de la ONU, en cinco casos “la Fiscalía ha determinado el origen de los homicidios”, en tanto que los otros siete están bajo investigación.

“Reiteramos a las organizaciones políticas, sociales, y de derechos humanos que han reclamado protección del Estado y han denunciado esto que el Estado colombiano tiene toda la voluntad para hacer un seguimiento caso por caso, para que ninguno quede sin esclarecer”, aseguró el mandatario.

Para ello, pidió que exista una “comunicación fluida” entre las organizaciones y el Gobierno, y dijo que ha pedido a estos grupos “que designen cinco voceros” para analizar caso por caso con el Ejecutivo.

“La voluntad del Gobierno es total”, insistió Santos al concluir su alocución.