Compartir

El cadete José Aizaga llegó uniformado con su traje de gala, la mañana de este jueves 24 de diciembre, al Salón de la Ciudad donde fue recibido a través de una calle de honor realizada por los cadetes del Cuerpo de Bomberos; aquí recibió de manos del alcalde Mauricio Rodas, la condecoración Estrella de Octubre, el máximo galardón que recibe un bombero que ha realizado una acción extraordinaria de valor y servicio.

“Es un honor entregarte la distinción Estrella de Octubre, la más alta condecoración que recibe un bombero por su valentía, entrega, entereza y por arriesgar su vida por la seguridad de los ciudadanos, en una fecha como la Navidad donde se resaltan los valores quiteños de unidad familiar, paz y amor; pero también de entrega a los demás” dijo el Alcalde.
Pidió a Josué que disfrute de éstas fechas en compañía de tu familia y le ratificó que cuenta con  todo el apoyo del Municipio y dijo que estará pendiente de su recuperación y  que le seguirán brindando toda la ayuda porque es un verdadero héroe.
La condecoración Estrella  de Octubre: “es la máxima presea que se entrega a él o a los miembros de los cuerpos de bomberos que se hayan destacado por su decidido valor en defensa de vidas y propiedades, sobrepasando los niveles normales de decisión y coraje de tal manera que la misma sea un ejemplo para los demás”.
El cadete bombero Josué Aizaga, indicó que invita a todos sus compañeros que hagan de su labor bomberil un ejemplo de entrega y sacrificio ya que lo más importante no es trabajar por un sueldo y les invitó a que luchen por sus sueños, “nada es imposible, así por ejemplo en el hospital de Texas en Estados Unidos las sonrisas de los niños son la mejor terapia para salir adelante de sus afectaciones físicas por quemaduras” dijo Josué.
Josué dijo que continuará con su rehabilitación pero también con su preparación para ser oficial de los bomberos, “Mi meta a futuro es convertirme en un formador de bomberos y pido a la gente que tome conciencia de que un incendio, posiblemente provocado, quitó la vida de tres jóvenes bomberos y afectó gravemente mi salud por lo que quienes queman los bosques deberían tomar conciencia de que éstas acciones no son correctas y no deben repetirse nunca más” dijo Josué.
El Alcalde Mauricio Rodas indicó que este es un día de sentimientos encontrados porque produce alegría recibir al héroe bombero Josué Aizaga quien luego de cuatro meses de rehabilitación en Estados Unidos ha superado su afectación por las quemaduras en su cuerpo y dijo  lo importante es que llega en las épocas navideñas pero  también en este acto recuerda los tristes acontecimientos ocurridos en septiembre pasado en el DMQ, cuando el embate de incendios forestales cobró la vida de tres valiosos quiteños, Jonatán Dionicio, Jonatán David Nnacimba y Marco Vinicio Bastidas.
 “Valga la oportunidad para honrar una vez más la memoria de nuestros compañeros caídos en el cumplimiento del deber ya que estos hechos trágicos enlutaron la ciudad, nos llenaron de tristeza y de profundo orgullo para quienes dieron su vida por salvaguardar la seguridad de los quiteños y quiteñas por eso siempre estarán en nuestros corazones”, dijo el Alcalde.
El Alcalde recordó que el 7 de septiembre visitó en el hospital a Marco Vinicio Bastidas que se encontraba con vida  y a Josué  Aizaga; el doctor que los trataba indicó su preocupación por el estado de los bomberos y lastimosamente a los pocos días  Marco Bastidas murió y Josué se debatía entre la vida y la muerte por lo que se optó por enviarle a uno de los mejores hospitales del mundo para que reciba la mejor atención médica posible.
El Alcalde indicó que Josué fue trasladado en un avión ambulancia al Hiners Hospitals-Galveston de Texas; su Administración realizó las gestiones para que una fundación pueda cubrir los gastos de su atención m medica y días más tarde, su madre viajo a Estados Unidos y acompañó por cerca de cuatro meses en este proceso complicado de operaciones, tratamientos y terapias de recuperación a su hijo quien presentaba en su cuerpo un 65% de quemaduras.
Luego de este tiempo del tratamiento, en que Josué demostró esa misma fortaleza con la que realizaba en su trabajo como bombero. Esto fue posible por la ayuda de su madre Cecilia Carrillo quien le acompañó en todo el proceso.
Josué regresó este jueves 24 de diciembre en plena época Navideña, “esto me llena de inmensa alegría ya que este joven bombero tiene en su mente una misión muy importante que es ser un héroe vivo y esto es una gran responsabilidad, porque eres un gran ejemplo para todos los jóvenes de Quito por tu valentía, coraje, arrojo y entrega por los demás, arriesgando inclusive tu vida en el cumplimiento de tu deber como bombero  y velando por la seguridad de los ciudadanos.
Josué Alexander Aizaga Carrillo

Nació en Quito, 14 de junio de 1994, estudió en el Colegio Iberoamericano y luego de un riguroso proceso de selección el 8 de enero de 2015 ingresó como Cadete de la Escuela de Formación y Especialización Mayor “Rodrigo Peñaherrera”, Séptimama Promoción.

Desde que inició su preparación Josué se destacó por su profesionalismo en la entrega de su servicio a la comunidad y su alto grado de aprendizaje de los mecanismos internos utilizados para su formación académica bomberil.