Al público no le gustó que los Backstreet Boys estuvieran menos de dos horas en el escenario de la Quinta Vergara.

Shutterstock

Los norteamericanos dieron un espectáculo que se extendió por cerca de 80 minutos donde repasaron sus grandes éxitos, pero eso no fue suficiente para el “monstruo”.

El recinto de la “Ciudad Jardín” estaba repleto desde el minuto uno, y no era para menos.

Después de 21 años, la boy band ícono de los años ’90 regresó para reunir a sus fanáticas que han traspasado generaciones.

Pasada la hora de show, los animadores los interrumpieron para entregarles la Gaviota de Plata, momento en el que el quinteto parecía no comprender mucho qué estaba sucediendo.

Tras un par de minutos, continuaron con su espectáculo y entonaron temas como “Don’t go breaking my heart”, “I want it that way”, para luego recibir la Gaviota de Oro.

El cierre fue en grande junto a “Everybody”, y salieron del escenario entre medio de fuertes pifias y gritos que exigían que continuaran cantando.