El Equipo de Seguimiento Especial (ESE) de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) llegará a Quito este miércoles, 25 de julio del 2018, para analizar el caso del equipo periodístico de diario EL COMERCIO, secuestrado el 26 de marzo pasado en Mataje, Esmeraldas y posteriormente asesinado en cautiverio, en Colombia.

Cancillería Ecuador

Los delegados del ESE permanecerán en Ecuador hasta el 27 de julio. Durante los tres días de su visita, tienen 10 actividades programadas en su agenda oficial.
Los lugares dónde se realizarán las reuniones aún no están definidos.

El comunicado de la CIDH señala: “En relación con las reuniones de trabajo y protocolares con autoridades, se coordinará la sede en conjunto con el Estado. Respecto de las reuniones con sociedad civil y familiares se coordinará la sede con los representantes y la Conferencia de prensa será en un lugar previamente coordinado con las partes”.

La delegación que visitará el país estará integrada por Esmeralda Arosemena, primera vicepresidenta de la CIDH y relatora para el Ecuador, así como por Edison Lanza, relator especial para la Libertad de Expresión y personal de apoyo técnico.

Los tres miembros del equipo de prensa asesinado fueron enterrados el pasado 29 de junio, luego de que sus cuerpos fueran encontrados en Colombia y sometidos a un proceso de identificación con apoyo de sus familiares. Efraín Segarra, Javier Ortega y Paúl Rivas fueron secuestrados el pasado 26 de marzo en la zona de Mataje, provincia de Esmeraldas, fronteriza con Colombia, donde realizaban trabajos periodísticos.

Poco después, una facción disidente de la exguerrilla de las FARC autodenominada frente Óliver Sinisterra asumió la autoría del secuestro y el 13 de abril el presidente Lenín Moreno confirmó el triple asesinato.

A ese grupo también se le atribuye el secuestro y asesinato de Katty Velasco y Óscar Villacís, una pareja ecuatoriana que había viajado a Esmeraldas. Los cuerpos de la pareja fueron repatriados el 6 de julio tras ser identificados en Colombia y enterrados dos días después en Santo Domingo de los Táschilas.