Compartir

Con el anuncio de que en el caso que investiga el asesinato del estudiante quiteño David Romo existía una prueba nueva que llegó en las últimas horas a conocimiento del fiscal de la causa, Andrés Cuasapaz, inició hoy el quinto día de la audiencia de juzgamiento en el Complejo Judicial Norte.

Shutterstock

Ante esa información que habría llegado a través de una llamada al 1800-Delitos, Cuasapaz pidió al Tribunal que suspenda la diligencia para analizar la veracidad de los datos, de los cuales no dio detalles. El planteamiento fue rechazado inmediatamente, debido a que el Tribunal señaló que el fiscal podía seguir con la presentación de su prueba, mientras otros miembros de Fiscalía podían investigar la pista.

Poco antes de la instalación de la audiencia, Alexandra Córdova, madre de David Romo, informó a la prensa que recibió en estos días de feriado cinco llamadas anónimas de una misma persona que le entregó datos que supuestamente tenían que ver con el caso de su hijo.

El denunciante habría dado a Córdova datos de dos personas, entre ellas, la de una que habría sido llamada a declarar en el caso, pero se cambió de apellido.

“Los dos están involucrados en la desaparición de su hijo, son los principales. (…) Ellos se piensan ir a Colombia el lunes. (…) En la Dinased (Unidad policial especializada en muertes violentas y desapariciones) hay un informante que les pasa los datos a ellos… “, es parte de lo que le habría mencionado la persona anónima a Córdova.

Milton Castillo, abogado de la familia Romo, sospecha que la información nueva de la que habló Cuasapaz es al misma que le llegó a su cliente el fin de semana. “En estos cinco años siempre ha sido así: alguien dice saber algo y se termina desviando la investigación”, dijo.

Córdova, quien hace parte de la audiencia como víctima, dijo que la duda que tienen es por qué justo ahora cuando están en audiencia aparecen estos datos. Se preguntaba si serán verdaderos los datos y reflexionó de cuán importante sería contar con fiscales en quienes pueda confiar.

Ante la decisión del Tribunal integrado por Wilson Caiza, Julio Obando y Daniel Tufiño, el fiscal Cuasapaz continuó con la presentación de su prueba testimonial y pericial.

Fuente: El Universo