Compartir

Desde la noche de ayer la vía Pifo-Papallacta, que une a Quito con las provincias de la Amazonia norte, se encuentra cerrada debido a una nevada que cubrió la vía y bloqueó el paso vehicular. El evento climático obligó al cierre inmediato y al momento este sábado se encuentran vehículos en el redondel de Pifo a la espera de que cambie la situación en la zona.

Twitter

Christian Rivera, de la secretaría de Seguridad del Municipio de Quito, informó que cerca de 80 vehículos de todo tipo (particulares y seis buses de transporte público) quedaron atrapados entre la nieve. Agentes de la Policía de la zona, de organismos de rescate y funcionarios municipales colaboraron con el auxilio a estos usuarios. Hasta el momento siguen los trabajos para habilitar la vía por parte de los equipos de prevención y respuesta del Distrito Metropolitano de Quito.

Entre los vehículos que no habrían podido seguir su recorrido por la gran cantidado de nieve y en especial trozos grandes de hielo estuvo una ambulancia que trasladaba a un menor enfermo desde Lago Agrio hasta la capital.

Rivera solicitó a los usuarios de la vía que se abstengan de transitar por la misma cuando vean que las condiciones climáticas cambian repentina y drásticamente en esta cadena montañosa oriental.

Fuente: El Universo