Compartir

Unas 450.000 personas reclamaron la independencia de Cataluña este sábado en Barcelona encabezados por el presidente catalán Carles Puigdemont, después de que el gobierno central anunciara su decisión de cesar al ejecutivo catalán, informó la policía local.

EFE

“Unas 450.000 personas participaron esta tarde en la manifestación”, escribió la Guardia Urbana en Twitter, sobre esta protesta convocada originalmente para reclamar la liberación de dos líderes de organizaciones indepedentistas, pero que vio su perfil realzado tras el anuncio del gobierno de Mariano Rajoy.

Fuente: El Telégrafo