Compartir

Eso para controlar protestas contra el Gobierno

CNN

Una compañía brasileña reconoció que abastece a las fuerzas de seguridad de Venezuela de grandes cantidades de gas lacrimógeno para controlar protestas contra el Gobierno, lo que ha indignado a la oposición.

Condor Non-Lethal Technologies, con sede en Río de Janeiro, confirmó que cumple con dos contratos que tiene con el gobierno de Nicolás Maduro después de que dirigentes de la oposición de ese país presentaron documentos que –dijeron– muestran que las fuerzas armadas compraron en abril 78.000 cartuchos de gas lacrimógeno.

La oposición dice que han pedido a las autoridades brasileñas que han censurado la represión que bloqueen la entrega del gas lacrimógeno.