Este sábado 24 de agosto, el Consejo de la Judicatura solicitó a la Fiscalía General agilitar las investigaciones de presuntos delitos cometidos por funcionarios judiciales, para ejercer las respectivas sanciones administrativas.

María del Carmen Maldonado, presidenta de la Judicatura, señaló que el organismo es "implacable" con el control disciplinario. Crédito: Twitter Judicatura

El sábado 24 de agosto, el Consejo de la Judicatura pidió a la fiscal general, Diana Salazar, que agilite las investigaciones de presuntos delitos cometidos por jueces y funcionarios judiciales.

La idea es que después de las indagaciones de la Fiscalía, la Judicatura pueda sancionarlos de forma administrativa. La presidenta de este organismo, María del Carmen Maldonado, también pidió que la Fiscal proporcione las evidencias encontradas en el caso Sobornos 2012-2016.

Maldonado indicó que en siete meses se ha destituido a 47 funcionarios judiciales, entre ellos a 19 jueces, cinco fiscales, tres defensores públicos y 20 personas que ocuparon cargos en la Función Judicial.

“Somos implacables en el control disciplinario”, dijo la presidenta de la Judicatura.

Añadió que la misión de la entidad es depurar a magistrados, fiscales, defensores públicos y notarios que no cumplan con lo establecido en la Constitución y las leyes.

Fuente: El Comercio – Nota Original: LINK