Compartir

La Federación Nacional de Cooperativas de Transporte Público Interprovincial de Pasajeros (Fenacotip) dio ocho días de plazo al Gobierno y a la Asamblea Nacional para que respondan a las demandas que el gremio ha planteado desde marzo del 2016.

Agencia de Noticias Quito

Abel Gómez, presidente de la Fenacotip, dijo que el plazo rige también para que las autoridades revean las medidas tomadas por el Servicio Nacional de Aduanas del Ecuador (Senae).

El dirigente aseguró que el aumento de la taza de importaciones incidirá en el costo de buses, repuestos y carrocerías.

“La Transportación decidió dar ocho días de plazo para que las autoridades se pronuncien sobre nuestros planteamientos”, indicó.

Según Gómez, actualmente una llanta para buses cuesta USD 450. Aseguró que con las nuevas tasas el valor aumentará un 20%. La Federación asegura que se les adeuda USD 30 millones por concepto de subsidios entre los años 2014 y 2015.

De no recibir una respuesta, Gómez adelantó que barajan la opción de quitar la tarifa diferenciada del 50% orientada a grupos vulnerables.

Fuente: El Comercio