Compartir

Después de 120 minutos de juego, un gran partido entre Portugal y Chile terminó en ceros. En la ronda de penaltis, el arquero Claudio Bravo fue el héroe y llevó a la 'Roja' en la final de la Copa Confederaciones en Rusia.

CNN en Español

Bravo atajó los tres penaltis de los portugueses. Arturo Vidal, Charles Aránguiz y Alexis Sánchez marcaron los penales de Chile.

Chile jugó un buen partido y pudo controlar a Cristiano Ronaldo. Al final del tiempo añadido, Chile tuvo dos grandes opciones: Vidal lanzó un remate al poste y en el rebote Martín Rodríguez le pegó al travesaño.

México y Alemania disputarán el jueves el otro puesto a la final.

Fuente: CNN en Español