El presidente saliente de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), Rafael Correa, propuso enviar una comisión de cancilleres para recabar información sobre la situación política en Haití.

Correa, quien entrega a República Dominicana la presidencia temporal de la Celac, propuso que se envíe la comisión de cancilleres “para obtener más información, hablar con las partes y ver si hay lugar para la intervención de Celac o no”.

“Si nos dicen que sí hay lugar, que sí podemos contribuir, colaborar, que las partes están de acuerdo, los candidatos, el Gobierno, les rogaría que la decisión de cómo se conforme la comisión se la deje en manos del cuarteto”, dijo Correa en el pleno de la IV cumbre de la Celac, que se desarrolla en Quito.

El presidente de turno de la Celac apuntó que, incluso, se puede ratificar como definitiva la misma comisión de cancilleres que viajaría para un primer contacto.

El cuarteto de la Celac está integrado por Ecuador, Costa Rica, República Dominicana y Bahamas.

En un debate sobre el tema de Haití en el pleno de la IV cumbre de la Celac, Correa señaló que “Uruguay ha prestado sus buenos oficios, Venezuela, Ecuador y Bahamas” para integrar el eventual primer grupo.

En el debate se habló de la necesidad de consultar sobre las acciones que otras organizaciones internacionales desarrollarán en Haití por la situación política, así como de que la decisión de la conformación de la eventual comisión definitiva no se circunscriba solo al cuarteto.

El debate se desarrolló mientras en Washington la Organización de Estados Americanos (OEA) aprobaba enviar a Haití una misión especial de mediación en la crisis política y social del país, una medida solicitada por el presidente haitiano, Michel Martelly, para “preservar la institucionalidad democrática”.

La OEA tomó esta decisión en un Consejo Permanente extraordinario de cuatro horas en el que no hubo votación sino que el presidente del órgano concluyó que, de las posiciones expuestas, se extrae que existe un “consenso” para atender la solicitud del Gobierno haitiano.

La representación de Venezuela y de países afines a su Gobierno como Nicaragua expresaron su rechazo a que la OEA tome hoy esta decisión, cuando los cancilleres y jefes de Gobierno de 32 de los 34 países miembros están debatiendo el mismo asunto en la IV cumbre de la Celac en Quito.