Compartir

Las lluvias nuevamente regresan a la capital. Durante la tarde del lunes 23 de octubre del 2017 ya se registraron precipitaciones leves y moderadas, acompañadas de granizo.

Shutterstock

Un sistema de alta presión que se ubicó cerca del Ecuador hizo que durante una semana (del 16 al 20 de octubre) las condiciones climáticas que se tenían previstas cambiaran radicalmente, donde hubo altos índices de rayos ultravioleta (UV).

“Ya debíamos haber estado con un patrón de la época lluviosa bien establecido, pero el sistema ocasional influyó en las condiciones, bloqueando el ingreso de humedad”, explicó Valdimir Arreaga, analista del Instituto Nacional de Metereología e Hidrología (Inamhi).

Recordó que durante los 10 primeros días de octubre ya se presentaron lluvias fuertes, que superaron los niveles previstos para todo el mes. “En tan solo diez días tuvimos lluvias que alcanzaron los 118 milímetros, superando el promedio previsto que era de 115 milímetros”.

A partir del sábado 21 de octubre el sistema que estaba influyendo en las condiciones climatológicas empezó a alejarse y ello hizo que la humedad ingrese nuevamente desde el sur de Colombia y la cuenca brasileña hacia el Callejón Interandino y la Amazonía ecuatoriana.

“El fin de semana ya se registraron precipitaciones fuertes en la Amazonía. Incluso hubo inundaciones en Sucumbíos y en Pastaza”, dijo el experto. El ingreso de humedad además hace que las temperturas máximas disminuyan. El Inamhi prevé que oscilen entre 19 y 21 grados.

Según la climatología el período lluvioso se extiende desde octubre hasta mediados de mayo. Sin embargo, Arreaga señalá que no se puede descartar la presencia de un nuevo sistema de alta presión que cambie las condiciones del tiempo.

Fuente: El Comercio