Compartir

Según medios locales, que citan a vecinos como fuentes, las víctimas veían un partido del equipo de fútbol texano Dallas Cowboys cuando se desató la violencia.

Al menos ocho personas murieron y otras dos resultaron heridas en un tiroteo ocurrido en la noche del domingo 10 de septiembre de 2017 en una casa en Plano (EE.UU.), un suburbio al norte de la ciudad de Dallas (Texas), informó hoy, 11 de septiembre, la Policía.

Entre los fallecidos figura el supuesto agresor, abatido por un agente de policía que acudió a la vivienda tras un aviso ciudadano, mientras que los heridos fueron evacuados a un hospital para recibir tratamiento médico.

Fuente: El Comercio