Compartir

El Gobierno boliviano afirmó hoy sábado 21 de julio del 2018 que el edificio donde actualmente funciona la secretaría de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur) y que está en Quito será devuelto a Ecuador solo si existe un acuerdo entre todos los miembros del bloque.

El Telégrafo

“Conforme al Artículo 26 del Acuerdo Sede de la Unasur, la reversión de las instalaciones de la Secretaría General debe ser una decisión alcanzada en consenso por todos los Estados miembros”, señala un comunicado divulgado por la Cancillería de Bolivia.

Además, el escrito hace notar que Bolivia asumió este año la secretaría pro témpore de Unasur y en esa condición aseguró que “se hacen todos los esfuerzos necesarios para convocar y adoptar decisiones que permitan al organismo salir de la actual situación en la que se encuentra”.

“Se hace un llamado a los Estados Parte a asumir decisiones con una visión de futuro, lejos de la circunstancia o contingencia y velar por los verdaderos intereses de los pueblos en la construcción de nuestra identidad suramericana”, subrayó el Gobierno de Bolivia. El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, anunció a principios de este mes que el edificio de Unasur en Quito, donado como sede de la entidad por el Gobierno de Rafael Correa (2007-2017), será destinado a una Universidad Indígena.

Bolivia asumió este año la presidencia protémpore de Unasur, pero no ha podido reunir a los cancilleres del bloque para elegir al nuevo secretario general del organismo en reemplazo del expresidente de Colombia, Ernesto Samper, quien estuvo en el cargo hasta 2017.

El presidente Evo Morales reconoció esta semana que el proyecto sudamericano está atravesando una crisis por efecto de la falta de acuerdos para la elección del nuevo secretario. Argentina, Brasil, Colombia, Chile, Ecuador, Paraguay y Perú dejaron, a principios de año, su participación en suspenso debido a la falta de consensos. Unasur fue creada en 2008 por 12 países suramericanos con el propósito de impulsar la integración política, social y cultural de sus socios y trabajar como bloque ante similares en el mundo.

Está integrada por Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Chile, Ecuador, Guyana, Paraguay, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela.