David Molina, Director Ejecutivo de la Cámara de Industria Automotriz, manifestó que el Gobierno tiene que analizar la firma de un convenio que represente beneficios para el país y precisó que en el caso de México se tiene que considerar que las dos economías son asimétricas. Aseguró que el Gobierno no debe “firmar lo que le pongan en la mesa” únicamente por su interés geopolítico de ingresar a la Alianza del Pacífico.

NotiMundo - Derechos reservados

En NotiMundo Estelar, David Molina, Director Ejecutivo de la Cámara de Industria Automotriz, dijo que el sector tiene una postura “firme” frente a los acuerdos comerciales que se firman entre Ecuador y otros países, pero aseguró que “siempre” los convenios tienen que ser valorados en su integralidad.

Precisó que, en reiteradas ocasiones, han expresado que se tienen que encontrar las condiciones para hacer que las negociaciones sean buenas y permitan que el país “gane”.

En ese sentido, dijo que la industria apoyó la postura del acuerdo con la Unión Europea porque era positivo para productos nacionales como el camarón y la pesca; pese a los problemas que podía representar para el sector automotor al otorgar la desgravación arancelaria y permitir que los automóviles lleguen con ofertas más económicas.

En ese marco, afirmó que el Gobierno arrancó la negociación para la Alianza del Pacífico “de una manera equivoca” porque, “abarató” sus pretensiones, cuando el presidente Guillermo Lasso visitó al mandatario colombiano, Iván Duque, y “prácticamente rogó que nos dejen entrar” y que “México ponga el precio de nuestra entrada”.

Reconoció que México “es el camino para llegar” a la iniciativa de integración regional porque significa una importante estrategia geopolítica, pero consideró que no se debe acceder “al precio que sea”.

Escucha la entrevista aquí: